Los alacranes son los animales terrestres más antiguos que se conocen. Se han encontrado fósiles en depósitos del Silúrico, con una antigüedad aproximada de 360 millones de años.

El alacrán colotl era el símbolo del dios del fuego Xiuhtecuhtli, debido a que su picadura produce un dolor ardiente. Asimismo, el fuego podía estar simbolizado por el aguijón de un alacrán, despidiendo humo. En el Códice Vaticano se observa a un alacrán sosteniendo en las pinzas un hueso provisto con una serie de dientes, para intensificar más la idea de lo ardiente, de lo que causa escozor. Cuando los antiguos mexicanos hacían la pictografía del agua caliente, pintaban un alacrán, pues éste, cuando pica, quema (Seler, Del Paso y Troncoso).

En mi taller tengo una placa grabada con un alacrán justo en el centro de mi espacio de trabajo como tributo a este ser mítico que ha otorgado significado e historia en mi trayectoria como escultor y ceramista. 

En los diferentes talleres que he te tenido, la colocación de los hornos que representan mi principal herramienta de trabajo, los alacranes se han manifestado a mí como si quisieran hacer presente su existencia, de manera que los hice símbolo del fuego que otorga la permanencia a la tierra que modelo en las piezas que diseño.